Corrección de textos


En todo proceso de edición de contenidos, ya sea en papel o en soporte digital, es necesario realizar una corrección del texto para eliminar erratas, errores producidos al teclear, usos gramaticales incorrectos, etc. En otros casos, el documento original necesita pasar por un proceso de corrección más profundo que supone modificar construcciones gramaticales y mejorar el estilo del texto.

corrector-de-textos

El servicio de corrección de textos está orientado a personas, instituciones o empresas que están desempeñando un proceso de edición y desean llevarlo a cabo de forma profesional. En Redactor & Corrector puedes contratar tres tipos distintos de corrección de textos:

  • Corrección ortotipográfica.
  • Corrección de estilo.
  • Corrección de contenido web.

Las dos primeras variantes de corrección de textos están enfocados a documentos en papel, dossiers, folletos, revistas, etc., mientras que la corrección de contenidos web puede abarcar a las dos anteriores e incluir otras funciones como la optimización para motores de búsqueda (SEO).

 

 

¡Quiero un presupuesto ahora!

 

¿Qué tipo de corrección de textos necesitas?

Que el autor sepa escribir correctamente no es suficiente. Los errores son muy frecuentes, y a medida que la extensión de un artículo, una novela o cualquier otro tipo de documento aumenta, son inevitables. Los autores no suelen ser buenos correctores de sus propios textos. Aunque el escritor realice una revisión atenta de su propio escrito, no podrá librarse fácilmente de la costumbre de leer lo que debería poner, en lugar de lo que ha escrito realmente.

Las editoriales tradicionales sabían que la única forma de conseguir que una publicación estuviera libre de errores era sometiendo el original a diversos procesos de corrección, antes y después de la maquetación del original. Con la difusión masiva de contenidos que desde hace casi dos décadas ha ido inundando la Red, y las posibilidades que plataformas como Amazon ofrecen para autopublicar libros, la calidad de los textos ha descendido bruscamente. Si eres lector habitual de contenidos en Internet o compras eBooks publicados por sus propios autores, seguro que has detectado muchas erratas y otros problemas parecidos en textos que deberían ser de calidad.

Erratas, faltas de ortografía y otras anomalías complican la lectura y pueden llevar a algunos lectores a perder la paciencia. Incluso de forma inconsciente, el lector medio percibe las irregularidades en un texto, e inevitablemente influyen en su juicio sobre el texto y la seriedad o profesionalidad de los autores o editores.

Este servicio es idóneo para:

  • Editores.
  • Escritores que desean autopublicar su obra o a moverla por editoriales.
  • Empresas que necesitan editar eBooks promocionales, dossiers, memorias anuales, folletos publicitarios o presentaciones visuales.
  • Agencias de marketing y publicidad, impresa y online.
  • Estudiantes de doctorado que precisan una corrección de textos para sus tesis doctorales.
  • Etc.

Tanto en la corrección ortotipográfica como en la de estilo, las pautas para realizar la revisión pueden adaptarse a tus necesidades. ¡Es un servicio personalizado!

 

Corrección ortotipográfica

Esta variante en la corrección de textos se centra en las siguientes intervenciones:

  • Limpiar erratas.
  • Eliminar palabras repetidas.
  • Solventar errores en el uso de los signos de puntuación.
  • Detectar errores gramaticales y solventarlos
  • Normalizar (someter el texto a determinadas reglas lingüísticas que normalmente coincidirán con las de la RAE, pero que pueden variar en función de las exigencias del cliente o las necesidades del texto).
  • Unificar (elegir las normas a aplicar cuando existe la posibilidad de escoger entre varios criterios, y aplicarlas en todos los casos en que proceda: por ejemplo, ante palabras biacentuales, que pueden llevar o no tilde, como periodo o período.
  • Localizar problemas tipográficos.

El proceso de corrección ortotipográfica puede adaptarse al manual de estilo del cliente, en caso de tenerlo.

 

Corrección de estilo

Requiere una intervención más profunda en el texto que en el caso de la corrección ortotipográfica. A menudo es necesario reescribir frases o incluso párrafos enteros. Los problemas que generalmente hay que atender en una corrección de estilo son, entre otros:

  • Impropiedad y pobreza léxica.
  • Pleonasmos, o vocablos innecesarios.
  • Repeticiones de palabras.
  • Redundancias.
  • Dobles negaciones.
  • Rimas.
  • Cacofonías.
  • Longitud de las oraciones.
  • Orden y jerarquía de las partes del texto.

La corrección de estilo puede aplicarse con distintos niveles de intervención, desde revisiones más superficiales a otras más profundas.

 

 

Deseo más información

Deja un comentario