El crowdfunding editorial es un fenómeno emergente en esta época de transformaciones para el mercado del libro.

Lo que más me llama la atención es que, al parecer, el crowdfunding introduce un cambio importante en las vías habituales de publicación, así como en las clásicas relaciones entre el autor y la editorial. Pero en lugar de hablaros sobre el tema he decidido invitar a mi amigo Felipe Blasco, periodista, bloguero y autor del libro Pajas mentales, para hacerle algunas preguntas al respecto.

Explícanos, Felipe, qué es el crowdfunding editorial y cómo funciona

En los últimos tiempos, y seguramente debido a la crisis y a la eclosión de Internet, han nacido muchas empresas que trabajan a través del llamado crowdfunding o micromecenazgo. No todas las compañías de crowdfunding se dedican a los libros; por ejemplo, Verkami trabaja con películas, documentales, reportajes, discos y casi cualquier otro negocio creativo. En cambio, Libros.com solo trabaja con libros.

El crowdfunding consiste en recabar el apoyo de un determinado número de aportaciones o dinero a través de mecenas, pero no de mecenas que aportan grandes sumas, sino de ‘pequeñas’ ayudas de muchas personas. En general, el período de crowdfunding dura unas pocas semanas y quien propone el proyecto debe recompensar de alguna manera al mecenas. Por ejemplo, en el caso de una película, se me ocurre que además de entradas para el estreno, los promotores del metraje pueden ofrecer camisetas o aparecer en los créditos de la cinta, todo en función de la cantidad invertida. En Libros.com, cada cual puede idear sus formas de recompensa, también en proporción a la inversión. Hay autores que ofrecen cinco libros al precio de cuatro, por ejemplo, o incluso otro que por la adquisición de su obra a un precio más caro te regala una estancia en un apartamento. En el libro Pajas Mentales, el mecenas reserva la obra y si se llega al número de apoyos fijados, la recibirá en casa, ya impresa, ya en digital, según su aportación. En realidad, en mi caso se trata de una compra previa. Después el libro continuará a la venta el tiempo que la editorial considere necesario o según el contrato. Hay otras recompensas, pero estas prefiero guardarlas hasta que el libro Pajas Mentales se distribuya.

¿Qué es lo que te animó, como autor, a elegir el crowdfunding como vía de publicación?

No quiero engañar en esto. Hace año y medio o dos, intenté publicar en editoriales tradicionales, pero todas se negaron. Incluso varias ni admitieron la obra. Sólo sopesaban aquellas que hubieran obtenido premios en algún concurso. Entonces, miré de publicar en editoriales en las que pagas por un determinado número de ejemplares. En aquel momento, hallé varias propuestas interesantes (se encargaban del diseño de la portada, de la composición, de la edición, de la impresión, de la promoción y la distribución, tanto en papel como en electrónico), pero por entonces -y aún ahora- no podía gastar ciertas cantidades.

Durante bastante tiempo el libro ha dormido, como se suele decir, en el cajón del olvido. Esta forma de publicar pagando la conocí por una amiga que publicó de esta manera su libro. Tiempo después la misma amiga me informó de la existencia del crowdfunding y de que ella, ahora que conocía de su existencia, habría optado por el micromecenazgo, ya que desde el primer momento debes implicarte mucho en la promoción y se publica el número de ejemplares que se demanden. Me decidí por Libros.com por la atención recibida y porque un bloguero que sigo había confiado en ellos para su proyecto. En Libros.com el autor cobra un porcentaje si se superan los 1 000 euros de venta, cifra difícil de superar para un desconocido. Pero piensa que hay plataformas de crowdfunding que, de entrada, solicitan una cifra que cuadruplica la anterior tan sólo para publicar la obra.

¿Edición en papel o digital? ¿Cuál crees que es el formato sobre el que se escribirá el futuro del libro y qué papel podría jugar el crowdfunding editorial en todo esto?

El futuro es difícil de predecir. Hace más de diez años, en la facultad de periodismo -donde estudié una temporadita- un profesor anunció que en pocos meses su empresa lanzaría los primeros libros electrónicos. Recuerdo que le dije que fracasarían. No le sentó nada bien al profesor, pero lo cierto es que acerté. Entre otras cosas, porque sabía que hasta la fecha -allá por el 2 000, o antes- los libros electrónicos presentaban problemas serios: eran armatostes pesados y dañaban a la vista. Pero ahora cada vez con más frecuencia vemos a personas en el metro -soy de Barcelona- con tabletas, móviles y e-books.

Se nos hace difícil vislumbrar un futuro sin libros en papel, a mí por lo menos. Pero no sería la primera vez en la Historia que se cambia de soporte. De pintar en piedras o escribir sobre arcillas de cera, a hacerlo en papiro o pergamino, y después en papel. Podría también darse el caso de que libro y digital convivieran, como lo hacen por ahora radio, televisión e Internet. Piensa también, por un lado, en la irrupción que con toda seguridad supondrá el grafeno en nuestras vidas dentro de pocos años: hojas del grosor del papel que se pueden plegar y enrollar, pero con las virtudes de la versión electrónica.

Por otro lado, el futuro siempre depara inventos y tecnologías nuevas que en el presente ni siquiera podemos imaginar. Personalmente, prefiero leer libros impresos en papel, pero desde hace años que leo manuales, prensa, blogs y noticias en pantalla de ordenador y móvil. En cuanto al papel del crowdfunding en este proceso, de momento, estas editoriales miran por ambos formatos. Supongo que variarán según evolucione la demanda.

Háblanos un poco de tu libro, Felipe: qué es Pajas mentales

El libro Pajas Mentales, como ya apunto en la página, es un compendio de posts publicados con anterioridad en blogs desaparecidos, junto a otros tantos artículos inéditos. Mitad y mitad, más o menos. El futuro -te respondería en la anterior pregunta- es difícil de predecir, pero donde dije digo, digo diego: en el capítulo final de Pajas Mentales apuesto fuerte por pronosticar el futuro que creo que podría esperar a la especie humana. ¡Toma ya!… ¡Ahí es nada! 😉 En Pajas Mentales hablo a veces sobre mí, pero al hablar sobre mí, creo que también hablo sobre otras personas. Casi todos los capítulos -la mayoría no pasan de una página o página y media en versión Word- reflexionan sobre los seres humanos, la existencia, la felicidad, la escritura, el destino, la vida, la humanidad… Para concretar más podéis escudriñar el índice de Pajas Mentales en forma de nube de tags y etiquetas que he publicado hace unos días en mi blog.

Tengo en mente también para los próximos días mostrar un vídeo que hace referencia a uno de los capítulos de Pajas Mentales. Y, normalmente, en mi blog horizontefbt y en la etiqueta de Twitter #LibroPajasMentales publico novedades sobre el proceso de publicación. Aprovecho para insistir en que los artículos están desordenados en lo que se refiere a cronología, y que puede haber uno escrito hace ocho años junto a otro de hace dos. Ahora mismo ya he superado los 50 apoyos, pero quiero conseguir más aportaciones, porque cuanta más gente lo lea mejor. Así que si lo deseáis podéis reservarlo o ayudarme con la difusión.

Hasta aquí llega la entrevista que le realicé a Felipe vía e-mail, y a través de la cual hemos tenido la ocasión de acercarnos a un tema de actualidad en el sector del libro como es el crowdfunding editorial, de la mano de un autor que está sumergido de lleno en el proceso editorial de su obra. ¡Gracias Felipe!

A %d blogueros les gusta esto: